h1

Garci

diciembre 16, 2005

Hasta última hora se habló de una eventual renovación, pero TVE ha decidido eliminar de su parrilla Qué grande es el cine , el programa de José Luis Garci en La 2. La versión oficial dice que por “acuerdo mutuo”. Los mentideros señalan que se trata de una represalia política: aunque el programa comenzó con Jordi García Candau, es decir, bajo gobierno socialista, Garci se ha distinguido por su independencia; igualmente, se especula con el enojo que habría causado en TVE la colaboración de Garci con una cadena de radio de oposición.

Sea como fuere, el hecho es que abandona la pantalla un espacio clásico, con diez años de emisión, que merecía seguir porque nadie, hasta la fecha, había organizado una exhibición sistemática tan completa y canónica de las mejores obras de la historia del cine. Es probable que lo mejor del programa fueran las películas y lo peor, el programa en sí; pero es que Qué grande es el cine nunca ha ocultado que su verdadero protagonista era el cine. También puede defenderse que la tertulia estaba mal estructurada, que la charla previa retrasaba innecesariamente la emisión de la cinta; esos reproches los hemos formulado aquí. Ahora bien, si un programa útil y necesario tiene algún defecto, lo sensato es corregir el defecto, no suprimirlo.

Los problemas del espacio de Garci se habrían solucionado adelantando la hora de emisión para eludir la madrugada y suprimiendo la tertulia previa. Otra cosa es que a algunos no les guste el tono de la tertulia posterior; eso es inevitable. Lo que no se puede aceptar, a este respecto, es el reproche de “pedantería”. Primero, porque toda conversación entre especialistas tiene algún toque de “pedantería”. Después, porque bajo ese reproche se oculta el simple desprecio hacia la inteligencia.

Contra estas cosas, y tratando de hablar objetivamente, hay que decir que Qué grande es el cine ha provisto las videotecas de los aficionados con la colección más selecta del mejor cine de todos los tiempos, y que esas tertulias, con todos sus defectos, han servido para que muchos sepan más cine, conozcan su historia.

Que el programa de Garci desaparezca es, pues, una pésima noticia. Y lo más triste: no hay razones para esperar que el cambio mejore las cosas.

José Javier Esparza

Anuncios

2 comentarios

  1. ¡¡Yehh!!. Que te he dejado un comentario y no me has contestado.Mira en "calles vacias" y me contestas…"porfa".JARLEYMuchas gracias


  2. ok, muchas gracias. Ya le hebía mandado a él un mensaje hace tiempo, seguiré esperando su respuesta.jarley



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: